Celos

6 Jul

Fue como si me clavaran mil cuchillos en el pecho, como si me taparan la boca y la nariz, para que no pudiera respirar. Fue como si me echaran un balde de agua helada por encima, o incluso como si me quemaran viva.

No era nada nuevo. Yo ya lo habia sentido antes, quizas incluso mas de una vez. Pero siempre duele igual, aunque unas veces mas que otras. Es algo que posiblemente podria remediarse, pero yo no lo consigo. El dolor por ahora siempre ha podido conmigo.

y de nuevo siento los cuchillos atravesarme el pecho, cortándome en pedazos, arrancandome el alma, y alejándome del amor. Porque en esos momentos, el amor se pierde por completo y se convierte en algo oscuro, mezclado con el odio, la tristeza, la inseguridad, la debilidad, hasta que finalmente mueres por dentro.

y es ahí cuando ya no duele. Cuando ya no queda nada, cuando ya no sabes como era. Es ahí donde todo termina y el dolor ya no se siente siquiera.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: